« Diamantes para la eternidad | Inicio | Con Marco Polo por la ruta de los sueños »

10 junio 2005

Comentarios

beatriz sanchez gallego

quisiera saber como puedo ponerme en contacto con alguna empresa para la combersion de las cenizas en diamantes estoy muy interesada. gracias.

Sebastian

La mayoría de las revistas sólo hablan de la madre y muy esporádicamente de la figura del padre, como si fuera un añadido o un lastre. Concretamente en esa revista, "Ser Padres" sólo viene el horóscopo para el bebé y para la madre. La mayoría de las pediatras admiten que sólo vaya la madre con el bebé y, cuando van los dos, sólo se hablan con ella (lo sé porque lo he visto). En el paritorio y dado que mi madre no había hecho el curso de preparto, aconsejaron que mi padre no estuviera presente (algo a lo que él hizo caso omiso).

Así que lo de la paternidad responsable está muy bien pero es cosa de dos no sólo de uno. Y todas esas revistas y los textos que hay en Internet sólo y exclusivamente hablan de la madre dejando al padre un papel secundario o episódico. Y no debería ser así.

rosa

Tu texto es una gran lección, una gran reflexión, que te hace pensar.
Aun conservo la colección de revistas "Ser Padres", no se si me sirvieron de mucho, pero me las leia de arriba a abajo, intentando hacer de madre lo mejor que podía. Te enseñan hacer casi todo en la vida pero a ser padres no, lo tienes que aprender equivocandote.
La duda siempre está ahí, aunque los resultados no hayan sido malos y mis hijas son unas mujeres normales, siempre he pensado que si fuera ahora madre, lo sería de otra forma. No me considero una madre irresponsable pero si mejorable.
El proyecto AFNE me parece fantástico, yo colaboro en uno similar, he tenido una ahijada, y ahora tengo un ahijado tiernisimo.
Un abrazo y felicidades por tus siempre acertados textos.

Alma

Estoy de acuerdo contigo.
Yo tengo 10 hermanos y soy la mayor, osea q conmigo somos 11 hermanos, y te voy a decir una cosa, mis padres, pese a q me pese decirlo, son unos IRRESPONSABLES, a quién le dejan la crga????? a mí, a quién si no??? pssssssss y yo me tengo q joder, porq claro, son mis hermanos y tengo yo q actar las irresponsibilidades de mis padres cargando yo con la responsabilidad q ellos no tienen... y encima está l violencia de mi padre y.... calla, calla, q me has tirado de la lengua... puff!!!
Cuídate, perfecto post, de verdad, besos y un big abra:
Alma;) (f)

tanne

Me gustaría decirte que uno de los hijos de esa maternidad "responsable", como tu la llamas, acaba de pedir como regalo de su 11 cumpleaños poder apadrinar a un niño etíope. Aunque en realidad lo que él hubiera querido es adoptarlo, pero esto no sería responsable ahora por parte de su madre. Así pues, Pol tiene un nuevo amigo en Etiopía, se llama Elyas y lleva su foto adonde va. Quizás esto une a Mónica y a Diego en el África Subsahariana... Besitos, dama.

Chusbg

Es un tema el que tocas que me hace vibrar, yo leía esa revista cuando nació mi hija y unos meses antes; la verdad es que aunque fue una hija buscada y habiendo pensado primero la pregunta que tu propones, no fui verdadero padre hasta unos meses después del nacimiento,me costó mucho adaptarme, pues a veces pensamos de una manera y no vemos lo equivocados que estamos hasta que alguien nos abre los ojos, en este caso fue mi mujer y creo que estoy siendo un padre responsable y algunas veces hasta un poco empalagoso, pero me encuentro orgulloso de "trabajar" las 24 horas de padre, aprendiendo todo lo que puedo todos los días.
Es lo más difícil que he hecho hasta ahora, pero es lo que más satisfecho me deja, tratar de ser un buen padre.
Por otra parte te diré que lo explicas divinamente con una exposición cruda, sincera, tocando muchas sensibilidades en las que no se suele pensar.Un placer leerte. Saludos

Portorosa

P.S.:
Por lo que veo, hay varios de los que me van sonando que ya son padres. Yo también, desde hace dos años y pico, y creo que es algo incomparable; que casi todos los tópicos que se oyen sobre lo que un hijo significa son, curiosamente, ciertos. Es algo maravilloso, de verdad.
Bicos.

Portorosa

Hola, Iris. La pregunta-prueba me parece verdaderamente genial; nunca se me había ocurrido pensar que esa pregunta valía para algo más que para someterse uno mismo a ella (lo cual, por otro lado, hay que seguir haciendo prácticamente día a día, cuando eres padre).
Enhorabuena por el post.

Grial

Es un maravilloso proyecto..., no hace mucho me hablarón en primera persona de él y lo encontre fantástico.
Buen post.
Un beso :)

mixina

Gracias Dama, porque este post es uno de los que no podía faltar entre los tuyos.
Gracias, por recordarnos a todos, la responsabilidad de las personas que nos miran de abajo hacia arriba, con esa mirada llena de inocencia en la que nos entregan todo su ser.
Porque una mirada así, merece que nos acordemos de lo que supone una paternidad responsable...
Ya sabes, Muchas Gracias.
Bicos y muxus!!!

gwydir

La elección de ser madre/padre no debería ser algo banal ni al azar, es una responsabilidad enorme.
En la infancia se consolida parte de nuestro ser y es en la adolescencia (o incluso antes) donde se empiezan a ver las consecuencias de una maternidad/paternidad irresponsable. Yo trabajo a diario con adolescentes y el lastre que portan algunos por la falta de atención, cariño, dedicación, inestabilidad emocional de los progenitores, etc es abrumante. Muchos no logran tirar para delante en su vida pues ese lastre pesa demasiado, su rendimiento escolar es pésimo y no consiguen superarar sus estudios hasta que no solucionan su vida interior. Además de su "desequilibrio" propio de la adolescencia se suma su inestabilidad familiar, falta de entendimiento con los progenitores, etc. Pienso que en este sentido las Escuelas de Padres, que a menudo tienen lugar en los centros, son de gran ayuda para las familias.

Bicos y gracias por llevarnos a este tipo de reflexiones.

Roberto Zucco

Planteas un tema de gran interés para mí, como sabes. Entre otras cosas porque yo respondía al perfecto perfil de padre irresponsable al que aludes. Sólo que, una vez padre, me dió por ser responsabilísimo, además sin gran esfuerzo. Todo lo contrario. ser padre de mi hijo es facilísimo, por razones varias. Pero tengo la secreta convicción de que, aunque fuera complicadísimo -y ya veremos lo que pasa cuando este chaval entre en la adolescencia y tal-, también seré igualmente responsable. Me ha cambiado la vida para bien. Las supuestas "molestias" (horarios, cambio de costumbres, etc), me parecen bobadas comparadas con lo que en mí ha aparecido: una especie de "alien" afectivo, del que yo mismo desconocía por completo su existencia. Me costó cambiar el papel: tenía dominado el de hijo, y, con cierta cadencia temporal, el de seductor... Pero me aprendí el de padre y creo que no lo hago mal, a juzgar de la crítica especializada.
Eres una maravilla, por cierto, porque planteas unos temas profundos de una manera sencilla y sin solemnidad. Por eso te leo desde el primer día, y por eso pasa lo que pasa. Un beso.

Ernesto

Haces un blog de altísima calidad y calidez. Este post, es un nuevo ejemplo de ello.

Te leo, aunque tu no lo hayas sabido hasta hace nada, desde que te descubrí (a través de "Roberto Zucco"). Te he seguido en silencio, admirado, conmovido. Escribes muy bien. Y vibra en tus textos un ser humano al que es una suerte y un honor haber llegado a conocer.

Te agradezco que hayas dejado un comentario en mi blog (no dejo de releerlo, asombrado).

Los comentarios de esta entrada están cerrados.